Páginas

"Twix" Saludables, Mi Versión Más Deliciosa

jueves, 1 de marzo de 2018


Ummm solo de ver la foto al redactar la receta de hoy no puedo más que relamerme y es que esta receta hay que incluirla entre las Top más Top, porque están de vicio total.

Siguiendo en la búsqueda de la chocolatina perfecta, sin ingredientes que sean de lo peor en el mercado, este fin de semana disfruté de mis "Twix Saludables" en mi comida libre. Disfrute tanto tanto que me comí dos del tirón y es que quedan tan perfectas que resistirse resulta imposible.

Y es que son perfectas por muchas razones, por los ingredientes que contienen y por supuesto por lo deliciosas que están. Quedan suaves, crujientes, ligeras, dulces pero no empalagosas y tanto la combinación de sabores como de texturas hacen de estas pequeñas "Cups" una tentación irresistible, sobre todo para chocoadictos dulceros como yo.

Se hacen en nada de tiempo, casi no se manchan cacharros varios y son más que fáciles de hacer. Es decir, que no existen excusas para no hacer tus propias chocolatinas en casa, sabiendo lo que comes  y disfrutando de un dulce realmente bueno.

INGREDIENTES PARA LA COPA DE CHOCOLATE:

  • 300 grs de chocolate con leche sin azúcar  Valor.


INGREDIENTES PARA LA CAPA DE CREMA BLANCA:

  • 1 taza de harina de almendra.
  • 3/4 taza de harina de coco.
  • 1/4 taza de sirope de ágave.
  • 1/2 taza de leche de almendras sin azúcares añadidos.


INGREDIENTES PARA LA CAPA DE CARAMELO:

  • 1/2 taza de mantequilla de cacahuetes de MyBodyGenius.
  • 1/2 taza de sirope de Ágave.
  • 1 cucharada de aceite de coco derretido.


ELABORACIÓN:

Elegimos nuestros moldes para hacer nuestras chocolatinas, en mi caso han sido moldes de silicona para cupcakes. Reservamos.

En un bol apto para el microondas, derretimos 150 grs del chocolate con leche sin azúcar y lo repartimos por los moldes para cupcakes que teníamos reservados, poniendo  también por los lados hasta que estén completamente cubiertos de chocolate. Refrigerar en el congelador..

Mientras que el chocolate se endurece, preparamos la capa  de crema blanca. Para ello, combinamos todos los ingredientes en un bol grande, mezclamos bien hasta que obtengamos una masa homogénea y fácil de moldear con las manos. Si la masa es demasiado gruesa y se desmenuza con facilidad, podemos agregar un poco más de leche, hasta obtener una textura adecuada.

Sacamos nuestros moldes del congelador y llenamos cada cápsula hasta la mitad con el relleno de crema blanca. Una vez hecho esto, refrigeramos de nuevo.

Mientras, vamos a por nuestro penúltimo paso. Vamos a preparar la capa de caramelo, para esto, ponemos los ingredientes en un bol apto para el microondas y los calentamos durante unos 30 segundos. Sacamos del micro y batimos muy bien hasta que todos los ingredientes se integren. Dejamos enfriar y esperamos a que espese.

Una vez que el caramelo se haya enfriado y espesado, vertemos en nuestras cápsulas de chocolate sobre la capa de crema blanca. Refrigeramos de nuevo hasta que esté firme.

Para terminar, derretimos el resto del chocolate con leche sin azúcar y cubrimos nuestros bombones. Volvemos a meterlos en el congelador hasta el momento de disfrutarlos.

Os aconsejo que antes de comeros uno, lo saquéis al menos diez minutos antes, de esta manera la capa de caramelo se  pondrá blandito y al morder el bombón disfrutaréis de una deliciosa combinación de sabores y texturas.

Nos vemos el próximo jueves, ya estoy pensando qué otra receta inventar. Besos a todos.