Páginas

GALLETAS RED VELVET AL CHOCOLATE

viernes, 14 de febrero de 2014


Pues aquí os presento una receta que he hecho este año para San Valentín y es que tenía que sorprender a mi chico.

La verdad es que no encontré mejor dulce para hacerle, le encantan las galletas en todas sus versiones. Si por él fuera, estaría comiendo galletas todo el día. Sus preferidas son las tipo "Digestive" y aunque tengo alguna receta pendiente por hacer de este tipo de galletas "sanotas", no podía hacerle unas galletas cualquiera, tenían que ser especiales, así que ésta fue mi elección para celebrar nuestro día.

Realmente soy muy afortunada de poder compartir mi vida con un hombre tan especial como él. Es cierto eso que dicen que lo bueno se hace esperar, porque yo esperé y encontré al mejor hombre del mundo mundial.

Es una persona comprensiva, sensible, cariñoso, dulce igual que uno de mis adorados cupcakes, atento, sensato y que cada segundo que pasa conmigo me demuestra cuanto me quiere.

Es cierto que nada en esta vida es fácil pero el amor lo puedo todo y el nuestro lo hará, porque nosotros estaremos juntos para siempre.

Y después de este lapsus romántico que acabo de compartir con todos vosotros sigo con mi historia jejejeje

A parte de aparecer por sorpresa en Málaga después de contarle mil y una historias para que no sospechara nada, yo iba cargada con mis galletas Red Velvet.

Y una verdadera demostración de amor es que las galletas llegaron sanas y salvas a Málaga, no me comí ni una sola y eso que casi tres horas de tren dan para mucho, vamos que me sobraban dos horas y media para acabar con las galletas de una sola sentada, pero fui buena y aguanté la tentación y todo porque te amo cariño jejeje.

Mi chico, al igual que yo, es un enamorado de los dulces Red Velvet en todas modalidades. La verdad es que nos parecemos en tantas cosas.......hasta en la pasión por el terciopelo rojo repostero jejejeje.

Y yo me pregunto ¿qué tienen los Red Velvet que gustan tanto? cada día estoy más convencida de que crean adicción!!!!!!

Tenía muchas ganas de preparar este tipo de galletas y sobre todo de estrenar mis nuevos cortadores y sello para galletas, los compré el mes pasado y ésta era la oportunidad ideal para usar el sello "I love you", son tan monos.........

Espero que os gusten, vamos a galletear!!!!!



INGREDIENTES:

  • 300 grs de harina.
  • 80 grs de cacao puro en polvo, yo uso el de la marca Valor.
  • 200 grs de mantequilla.
  • 200 grs de azúcar blanca.
  • 2 huevos
  • 1 cucharadita de colorante rojo en pasta, yo uso el de Sugarflair.
  • 1 pizca de sal.
  • 1 cucharadita de emulsión Red Velvet.


PREPARACIÓN:

En un bol, tamizamos la harina, el cacao y la sal y  mezclamos. Añadimos el azúcar y volvemos a mezclar.

Agregamos la mantequilla fría en trocitos pequeños y frotamos entre las manos todos los ingredientes hasta conseguir una especie de migas.

Incorporamos los huevos ligeramente batidos y mezclamos bien. Es importante no amasarla mucho, de esta manera evitaremos que se desarrolle el gluten.

Cuando tengamos unas masa lisa y todos los ingredientes se hayan integrado, comenzamos a incorporar el colorante en pasta con la ayuda de la punta de un cuchillo. Iremos poco a poco hasta conseguir el color deseado. A mí me han quedado muy oscuras porque puse un poco más de cacao en polvo y eso ha hecho que mi masa sea más oscura, pero si vais poco a poco conseguiréis un bonito color .


Envolvemos la masa en film  transparente y dejamos reposar dos horas en la nevera.

Transcurrido este tiempo, precalentamos el horno a 180º con calor arriba abajo sin aire.

Sobre una base lisa, yo usé papel de horno sobre la encimera, estiramos la masa con la ayuda de un rodillo, dejando un espesor de unos 4-5 mm. Cortamos la masa con nuestro cortador y sellamos con el sello elegido. Colocamos cada galleta sobre la bandeja del horno forrada con papel.

Horneamos las galletas durante unos 10 minutos, depende del tamaño. Es importante que no se tuesten, así evitaremos que se altere el color rojo.

Sacamos y dejamos enfriar por completo sobre una rejilla.

Ahora ya podéis sorprender a vuestra pareja con una galleta con mensaje.

Porque hay muchas maneras de demostrar el amor y un dulce es una buena manera para hacerlo.


¡¡¡¡¡¡¡¡LOVE IS IN THE AIR!!!!!!!!!

Espero que os hayan gustado, un beso fuerte a todos.