Páginas

GALLETAS DE CHOCOLATE VEGANAS (SIN HUEVOS NI LÁCTEOS)

lunes, 18 de noviembre de 2013

Llevo tanto tiempo con ganas de preparar estas galletas pero no había encontrado el momento adecuado para hacerlas y por fin esta semana tuve la ocasión de deleitarme con ellas, bueno mejor dicho, deleitarme a mí y a todos los que me rodean, porque no imagináis como las disfrutamos.

Realmente están de muerte, son tan blanditas y jugosas que comerte solo una se convierte en una misión imposible. Realmente son deliciosas y para los amantes del chocolate, creo que es la receta de galletas de choco por excelencia.



La receta la he cogido del blog de Joy de Baker, la verdad es que si no conocéis a esta mujer y a las grandes maravillas que cocina, ya estáis tardando, sencillamente es increíble. Sencillo, bueno, unas fotos preciosas y unos dulces a cada cual más rico, por lo que también resulta imposible decantarte por una u otra receta, es un blog que nadie se puede perder.

Respecto a la receta de hoy, deciros que a parte de lo buenísimas que están estas pequeña galletitas, es que además no llevan leche, ni huevo, ni mantequilla. Por lo que esta receta puede convertirse en la receta perfecta para muchos de vosotros.

Vamos con la receta:


GALLETAS DE CHOCOLATE VEGANAS

Receta adaptada del blog de Joy de Baker


INGREDIENTES:

  • 375g de harina.
  • 70g de cacao Valor.
  • 1 cucharadita de levadura.
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico.
  • 1/2 cucharadita de sal.
  • 225g de azúcar moreno.
  • 2 cucharadas de semillas de lino molidas (a la venta en herbolarios).
  • 180ml de puré de manzana (comprado o casero).
  • 60ml de aceite suave de oliva.
  • 200g de chocolate negro picado en trozos (si no tenéis intolerancias ni sois veganos/as podéis usar chocolate con leche o blanco).
  • 1 cucharadita de extracto/pasta de vainilla.



PREPARACIÓN:

En un bol, tamizamos harina, cacao, levadura, bicarbonato y sal (ingredientes secos).

En otro, batimos el puré de manzana con el aceite, el azúcar, el lino y la vainilla (ingredientes líquidos).

Echamos los ingredientes líquidos en los secos y mezclamos bien, usando una cuchara de madera. Añadimos el chocolate troceado y mezclamos, con las manos, hasta que esté todo bien mezclado.
Hacemos una bola con la masa, la tapamos con film transparente de cocina y refrigeramos una hora (mínimo).

Precalentamos el horno a 180º y preparamos dos bandejas de horno, cubriéndolas con papel de horno.

Hacemos bolas con la masa, yo las hice bastante grandes, más o menos del tamaño de una pelota de golf (me gustan las galletas grandes, además esta masa no se extiende mucho durante el horneado, casi mantienen el mismo tamaño) las pasamos por azúcar blanco y las colocamos en la bandeja, espaciadas.
Las espachurramos un poco con la mano (estas galletas casi no se expanden al hornear).

Horneamos unos diez minutos aproximadamente.

Cuando las saquemos aún tienen que estar muy blandas por el centro, no os preocupéis por ello, a veces al pincharlas el palillos saldrá un poco sucio, pero es porque el chocolate en trozos se ha derretido con el calor del horno.

Dejamos que se templen unos cinco minutos en la bandeja antes de trasladarlas a una rejilla para que se enfríen por completo.

Una vez que se han enfriado podemos abandonarnos completamente y sucumbir a este placer dulce en forma de galletas de chocolate.



Muchas gracias por leerme y hasta la próxima receta.