Páginas

TARTALETA DE PERA Y AVELLANAS

miércoles, 20 de febrero de 2013


Receta adaptada de Marian Keyes mi escritora por excelencia.


Esta tarta es muy especial, a parte de que es la que elegimos este año para el cumpleaños de mi padre (es un amante incondicional de las tartas con fruta y crema), también lo es porque la receta la cogí del libro "Salvada por los pasteles" de Marian Keyes mi escritora preferida con diferencia!! Llevaba esperando que sacara otro libro meses y meses, cuando de repente me entero que saca uno y para colmo ¡¡ dedicado por completo a los dulces!! Hornear es lo que le ha sacado de la depresón y ha publicado todas las recetas este maravilloso libro, que por supuesto os animo a que compréis.
Bueno, no me enrollo más y vamos con la receta.

INGREDIENTES PARA LA MASA QUEBRADA:

  • 50 grs de avellanas molidas.
  • 100 grs de harina.
  • Una pizca de sal.
  • 75 grs de mantequilla fría.
  • 1 cucharada de azúcar.
  • 1 huevo batido.

INGREDIENTES PARA EL RELLENO:

  • 3 huevos.
  • 1 yema de huevo.
  • 55 grs de azúcar.
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla.
  • 300 ml de nata para montar.
  • 3-4 peras partidas por la mitad y sin corazón.


INGREDIENTES PARA EL GLASEADO:

  • 4 cucharadas de mermelada de albaricoque.


PREPARACIÓN:

Lo primero que tenemos que hacer es untar con mantequilla un molde desmontable de unos 22 cm aproximados de diámetro y reservamos.

Empezaremos preparando la masa quebrada, para ello, mezclamos las avellanas molidas junto con la harina tamizada, la sal y la mantequilla. Cuando los ingredientes estén bien integrados añadimos el azúcar y el huevo batido y mezclamos bien hasta obtener una masa homogénea. Cuando la tengamos, hacemos una bola con ella, la envolvemos en film transparente y la metemos en la nevera durante una hora.

Transcurrido este tiempo, estiramos la masa con la ayuda de un rodillo, la ponemos en la base de nuestro molde y cubrimos con legumbres toda la base, de esta forma evitaremos que la masa suba durante el horneado y la introducimos en el horno, previamente caliente, durante unos 15 minutos aproximadamente. Cuando esté lista la sacamos del horno, retiramos las legumbres de la base y reservamos.

Para preparar la crema de natillas batimos los huevos, la yema estra, el azúcar y el extracto de vainilla y reservamos. A parte, en un cazo ponemos a calentar la nata sin dejar que rompa a hervir, en ese momento la incorporamos poco a poco a la mezcla de huevos batidos sin dejar de remover (añadiremos la nata poco a poco para impedir que el calor de la misma cuaje los huevos).

A continuación, echamos las natillas sobre la base la tarta, después colocaremos las mitades de pera como más nos guste y la introduciremos en el horno durante unos 30 minutos. Cuando esté lista, la dejaremos enfriar sobre una rejilla.

Mientras preparamos el almíbar, mezclando la mermelada de albaricoque junto con una cucharada de agua hirviendo. La metemos en el microondas durante un par de minutos, a continuación, pasamos la mezcla por un colador para obtener de esta forma un glaseado estupendo. Cuando la tarta esté fría echamos el glaseado por encima con la ayuda de un pincel.

Y tachán........lista para degustar!!!! lo especial de esta tarta es que la masa quebrada lleva avellanas, lo que de da un sabor inesperado y que combina a la perfección con el dulzor de las peras. Así que ya sabéis tenéis que animaros a probarla, porque estoy segura de que no os defraudará!!!